Diez desayunos para bajar de peso

desayuno para bajar de peso

¿Te ha pasado que cuando quieres iniciar un plan de alimentación para bajar de peso es cuando sientes más apetito y más se te antojan los alimentos poco saludables? Diversos factores tienen que ver con este problema, entre ellos el estrés, las emociones y las dietas mal planeadas. Iniciar el día con un buen desayuno puede ser parte de la solución. Aunque dentro de una dieta saludable todos los tiempos de comida son importantes, el desayuno juega un papel fundamental cuando se intenta bajar de peso.

Desayunar bien no solo contribuye a cubrir los requerimientos diarios de nutrimentos; además ayuda a controlar el hambre y los antojos a lo largo del día. Es frecuente que las personas que toman un buen desayuno coman menos calorías al final del día.

¿Cómo debe ser un desayuno para bajar de peso?

Un desayuno que contribuya a la pérdida de peso debe ser, por supuesto, parte de una dieta saludable. Además es conveniente que tenga las siguientes características:

  1. Contener al menos un alimento de cada uno de los tres grupos del plato del bien comer: grupo de frutas y verduras, grupo de cereales y tubérculos y grupo de leguminosas y alimentos de origen animal.
  2. Contener una buena fuente de proteína, por ejemplo huevo, yogurt o queso.
  3. Contener una buena fuente de fibra, por ejemplo tortilla de maíz, avena, nopales o frijoles.
  4. Contener grasas saludables como las del aguacate, aceite de oliva o nueces.
  5. Evitar alimentos ricos en azúcar añadida, como leches saborizadas y cereales instantáneos azucarados.
  6. Ser rico en vitaminas y antioxidantes, por ejemplo los que aportan el té verde, las fresas y el jitomate entre otras frutas y verduras.
  7. Evitar platillos de alta densidad energética que sumen demasiadas calorías en poco volumen de comida, por ejemplo donas, pan francés y bebidas con leche entera y azúcar.
  8. Aportar entre un 20 y 30% de las calorías requeridas al día. Consulta con tu nutriólogo cuál es el aporte recomendable para ti de acuerdo con tus objetivos.

 

Ejemplos de desayunos para bajar de peso:

Una dieta saludable debe ser variada y apetitosa. Cuando la dieta que llevas es monótona y repetitiva corres un mayor riesgo de abandonarla antes de alcanzar tus objetivos. Si te pasa que cuando quieres bajar de peso o comer más sano acabas desayunando siempre lo mismo, mira estos diez ejemplos para que eches a andar tu creatividad.

 

Menú 1. Gajos de naranja, huevo revuelto con nopales, tortilla de maíz, té verde.

Menú 2. Fruta picada con yogurt, mugcake de avena con plátano, café.

Menú 3. Manzana, sándwich con pan integral, queso panela, jitomate y aceite de oliva, té verde.

Menú 4. Plátano, pan tostado integral con aguacate y requesón, café.

Menú 5. Enfrijoladas con queso (no fritas), jugo de naranja.

Menú 6. Gajos de toronja, avena con  leche descremada, fresas y almendras.

Menú 7. Ensalada de frutas con queso cottage, amaranto, chía y nueces, té verde.

Menú 8. Melón, huevo estrellado con salsa mexicana, pan integral, café.

Menú 9. Cocktail de frutas, quesadillas de champiñones con requesón, café.

Menú 10. Frutas rojas con yogurt, barra de avena con cocoa hecha en casa, café.

 

Adapta los menús a tus preferencias y necesidades y crea tus propias combinaciones.

Y a ti ¿qué otros menús te han funcionado?

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s